31 may. 2006

Los periodistas de la Administración un colectivo difícil de agrupar

Todos los Departamentos institucionales realizan actividade relacionadas con la información y la comunicación en unidades administrativas de distinto rango. Pero no en todos ellos aparecen contempladas estas unidades de forma clara y expresa en los correspondientes estructuras orgánicas u organigramas administrativas.

Esta imprecisión organizativa lleva aparejada en bastantes ocasiones una indefinición jerárquica, una gran disparidad en la dotación del número de efectivos y, en bastantes casos, una incorporación discrecional al servicio de personal eventual, en detirmento del ejercicio de las funciones, competencias y el derecho de ´promoción por parte de los profesionales de plantilla.

Por todo ello, resulta muy dificil agrupar al colectivo de periodistas de la Administración. Laborales titulados superiores, interinos, funcionarios de todos los grupos y personal eventual dan como resultado una mezcla tan explosiva que lo único que genera es desconfianza entre los propios trabajadores.

No es extraño que cuando se pide un nivel agrupación de este colectivo para defender sus intereses, las miradas de desconfianza, falta de interés y desmotivación sean la tónica general. Los distintos gobiernos que desde el inicio de la democracia han pasado por las instituciones públicas sólo han dejado en el mundo de la comunicación institucional un "totum revolutum" tan complejo que algunos piensan y tienen claro que es imposible un arreglo.

Sin embargo, hay una cosa que está clara: todos trabajan como periodistas. La categoría laboral que la Administración le haya otorgado es algo complementario, lo realmente importante es cuál es la función que realiza, y con ella reclamar la categoría profesional. No es dificil, ni imposible, es una cuestión de querer reclamar lo que es justo.

30 may. 2006

El MAP asegura que los cursos sobre comunicación se abrirán al colectivo de laborales

El pasado 17 de marzo la ANPAP mantuvo una reunión con el secretario general para las Administraciones Públicas, Francisco Velázquez, de donde salieron dos compromisos: uno que los cursos ofertados por el Instituto Nacional de la Administración Pública (INAP) y al que sólo podían acceder funcionarios del grupo A se ampliara al colectivo de titulados laborales; y el segundo compromiso de elaborar un censo de periodistas que trabajan para la Administración Pública.

Pues bien, según se ha informado desde la secretaria de Velázquez, los cursos que oferte el INAP sobre comunicación podrán acceder los titulados laborales, asegurando que en el convocado el pasado 9 de marzo donde sólo podían asistir funcionarios del Grupo A se abrió y participó un laboral titulado.

A partir de ahora, cualquier curso que el INAP lleve a cabo sobre comunicación (en cualquier vertiente) tendrá la condición de asimilar al colectivo de titulados laborales en Periodismo. Un paso importante que debemos contemplar con cierta esperanza para que los laborales puedan optar en igualdad de condiciones a cursos especializados en comunicación.

El otro compromiso, el censo de periodistas, según se informa, va algo más lento, ya que como se sabe no existe la categoría de periodista en la Administración y por lo tanto su búsqueda en los ficheros no resulta fácil.

En una primera remisión en la que se extrajo todos lo titulados en ciencias de la información tanto funcionarios como laborales. El resultado no reflejaba la realidad solicitada, ya que aparecían muchos funcionarios que habían utilizado el titulo universitario en Ciencias de la Información para presentarse (y aprobar) a pruebas del cuerpo de gestión y puestos administrativos de la Administración General del Estado y que no ejercen, por lo tanto, de periodistas.

Esta circunstancia da idea de la utilidad que para muchos tiene el titulo en Ciencias de la Información en cualquiera de sus ramas. Pueden acceder a oposiciones de la Aministración.
También se daban otras circunstancias, como aquellos funcionarios del grupo C y D que tienen el titulo de periodista y están trabajando en los gabinetes de prensa pero no como titulados en ciencias de la información.

En el colectivo de laborales se producen situaciones como la de titulados en otras categorías universitarias que ejercen de periodistas.

En fin, han prometido que van a seguir reducciendo las búsquedas y van a intentar ajustarlo, lo más posible, a la realidad: es decir, cuántos titulados en periodismo trabajan en los gabinetes de prensa.

Seguiremos informando.

27 may. 2006

Diario El Mundo "Los periodistas de la Administración protestan por la contratación de un servicio externo de prensa para Moncloa"

Ampliar imagenPor fin un diario en papel de tirada nacional recoge la protesta del colectivo de periodistas de la Administración. El Mundo ha recogido este sábado a cuatro columnas, fielmente el artículo que la ANPAP le presentó con el titulo “La información para el Gobierno, en manos privadas” en referencia al concurso que adjudicó la Secretaria de Estado de Comunicación a la empresa TNSofres para consultoría y asistencia técnica para seguimiento de la información en medios de comunicación".

A continuación dejo la nota tal y como la distribuimos el pasado viernes a la redacción de El Mundo, sección de Comunicación.

En relación con la noticia publicada en El Mundo (viernes, 26 de mayo, página 69, sección de Comunicación) bajo el título "'Press clipping' para Moncloa", relativa a la adjudicación por el Ministerio de la Presidencia a la empresa TNSofres de un servicio de "Consultoría y asistencia técnica para seguimiento de la información en medios de comunicación y sistema de archivo", y sobre las declaraciones de un portavoz de la empresa TNSofres, según las cuales "se trata de un sistema, con acceso a través de internet, que permitirá a todos los miembros del Gobierno estar al día, casi en tiempo real, de las noticias que se vayan tratando en los canales de televisión, radio, las webs, los diarios y revistas".

Como esto puede llevar a pensar a algún lector que, hasta ahora, los miembros de los sucesivos Gobiernos no estaban informados al día y en tiempo real de las noticias que les afectaban, conviene recordar a ese portavoz, a los lectores del periódico y a todos los que lo desconocen -incluidos responsables de la Administración-, algunos hechos:

1. En la actual Secretaría de Estado de Comunicación existe desde hace más de 25 años -y hasta la fecha- un servicio de seguimiento informativo completo y global, de noticias nacionales e internacionales, y de todos los medios de comunicación (agencias, prensa nacional, prensa autonómica, prensa internacional, revistas y otras publicaciones nacionales y extranjeras, radios y televisiones, incluidos los canales CNN Internacional o BBC) que funciona durante las 24 horas del día y durante los 365 días del año. Este seguimiento se traduce en la alerta de noticias urgentes o de especial interés para el Gobierno y en la elaboración y redacción de diferentes resúmenes de prensa, radio y televisión, y se completa con los servicios de archivo y documentación de prensa y de información audiovisual.

2. Este servicio, técnicamente puesto al día sucesivamente pese a las dificultades en la Administración, es llevado a cabo hasta la fecha por una plantilla de 35 periodistas, apoyados por ayudantes de redacción y otros auxiliares, que mantienen informados en todo momento, y “en tiempo real”, a los miembros de los sucesivos Gobiernos y otros altos funcionarios de la Administración (incluso la Casa Real solicita en ocasiones estos servicios)

3. Este servicio se viene prestando, como lo pueden atestiguar los sucesivos responsables de la Secretaria de Estado de Comunicación, de forma profesional y eficaz, con una ejecución, por supuesto, mucho más elaborada y completa que cualquier novedoso y limitado servicio de “press clipping" pueda ofrecer.

Por otra parte, y refiriéndonos ya a la decisión adoptada por los actuales responsables de la Secretaría de Estado de Comunicación y del Ministerio de la Presidencia, cualquier ciudadano puede legítimamente preguntarse a qué viene un gasto de 360.000 euros en dos años por un servicio del cual ya dispone la propia Administración. Si de lo que se trata es de mejorarlo -aspiración legítima, necesaria y obligada para cualquier profesional -, la Administración dispone de recursos, medios y herramientas para ello, con un coste seguramente inferior al servicio contratado.

Cosa distinta es que estos responsables políticos hayan optado por un cambio en la naturaleza -pública o privada- de la prestación de dicho servicio, lo cual es una decisión política respetable pero a ellos achacable por las inevitables consecuencias tanto para la calidad del servicio público que se presta como para los profesionales que hasta ahora vienen ejerciendo esas funciones.

26 may. 2006

El "press clipping" de Moncloa

Diario El Mundo de hoy, página de "Comunicación", y dentro de la noticia titulada "El Senado ratifica la libre reproducción comercial no autorizada de los periódicos", un pequeño recuadro hace saltar en mí un hecho ya lanzado en este blog: "press clipping" para Moncloa.

Recojo textualmente el recuadro: "El ministerio de Presidencia del Gobierno acaba de adjudicar a TNS Media Intelligence, del grupo TNSofres, la cobertura durante dos años y por 360.000 euros del servicio de consultoría y asistencia técnica para seguimiento de la información en medios de comunicación y sistema de archivo.

A este concurso público se presentaron,, además de TNS, el grupo Vocento y Acceso Group. Finalmente ha ganado el proyecto de TNS, empresa cuya faceta más conocida son sus servicios de medición de audiencias para sus clientes, principalmente las cadenas de televisión.

"Se trata de un sistema, con acceso a través de internet, que permitirá a todos los miembros del Gobierno estar al día, casi en tiempo real, de las noticias que se vayan tratando en lo canales de televisión, radio, las web, los diarios y revistas", explicó ayer a El Mundo un portavoz de TNS. Es decir, Moncloa cuenta a partir de ahora con uno de los servicios de 'press clipping' más novedoso del momento".

Hace unos meses en este blog publicamos la posible "externalización del servicio de seguimiento de noticias de Moncloa". Con el consiguiente desmentido de Moncloa...

O sea, que los gabinetes de prensa que trabajan cada día no estaban poniendo al día, casi en tiempo real, a sus altos cargos de la información que se generaba en los canales de televisión, radio, las web, los diarios y revistas. Y qué decir de la Secretaria de Estado de Comunicación ¿es que tampoco mantenían al día y en tiempo real a los altos cargos, presidente y vicepresidente del Gobierno?.

Seguiremos informando.

El autismo de la Comunicación Institucional

Metidos en el mundo de la Administración, surgen siempre muchas dudas acerca de la viabilidad de poner en marcha asociaciones que incientiven a las personas a defender su estatus laboral.
El autismo, que según el Diccionario de la Lengua España, es un "repliegue patológico de la personalidad sobre sí misma", me permite establecer esta definición para concretar lo que sucede en el ámbito de la comunicación institucional.

La Administración consta de funcionarios, laborales y cargos políticos. Los cargos van siempre ligados a los avatares del juego democráticos de los partidos políticos, por más que puedan ser grandes técnicos. No se rigen por ningún estatus y no tienen horarios. Por contra los funcionarios y laborales no ven su vida alterada por los cambios en el poder. Estos se rigen por un estatus particular, muy protector y que sólo tienen la obligación de cumplir un horario ( y a veces ni eso).

En la comunicación Institucional, los redactores de cada gabinete, organismo autónomo o publiación oficial ven pasar, a lo largo de su vida profesional, a un gran número de cargos. DirComs que dejan poca huella,quizás algún acto simbólico que perdura en el tiempo, quizás un movimiento de actividad para que se ajuste a la modernidad, y poco más.

Estos cargos sí tienen en común el que pocas veces se atreven a gestionar el capital humano que les es asignado. La mayoría por que no saben, otros por que no se atreven, y alguno sospecha que se agotarían en el intento de crear y movilizar el equipo. Todo ellos, al final, delegan en la normativa para seguir funcionan hasta que acabe su periodo político.

Con estos mimbres la comunicación institucional se convierte en una masa humana autista. Cada uno se repliega sobre sí mismo y olvida la colectividad que le permita trabajar cada día sin compartimentos estancos y pueda entablar una comunicación viva. Sin embargo un centro tan focalizado como es un gabinete de comunicación acaba eludiendo la participación y la intercomunicación.

Esta circunstancia se arrastra hasta alcanzar el desánimo más absoluto, aquél que les lleva a ocultar incluso que su profesión es la de periodista. Y no puedo dejar pasar que todo ello junto provoque en la inmensa mayoría una falta de interés por una unidad de trabajo hacia el reconocimiento profesional. Se vive de tal forma amargado que hacen oidos sordos a quien le diga que hay posibilidades de solución.

Hay un autismo en el mundo de la comunicación institucional. Un autismo que se contagia entre el cargo político y el funcionario,o el laboral. Cada uno se repliega sobre sí mismo, esperando que cada final de mes la nómina llegue a sus cuentas, y olvidándo que hubo un tiempo en que soñaron que podían ser periodistas de verdad.

25 may. 2006

El Estatuto del Empleado Público y la máquina de café

Leí hace tiempo en el blog "Administraciones en red" un post titulado "Funcionario y orgulloso de serlo" donde se hacía referencia a un hecho anecdótico: Javier Sáez, Jefe del Servicio de Comunicación del Ayuntamiento de Vitoria Gasteiz, "presentó la ponencia "plan de comunicación interna del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz". Como parte de ese plan, habían previsto la edición de una revista de los trabajadores municipales a la que querían bautizar "La Máquina de Café". La idea es clara: darle a la revista un carácter de canal informal de comunicación. Bien, el caso es que el nombre fue un problema. No recuerdo si pudieron mantenerlo o tuvieron que cambiarlo, pero el comentario general era "no podemos llamarla así: todo el mundo asocia al funcionario con un vago que se pasa el día tomando café".

Sin duda, una de las actividades laborales más dadas al chiste fácil es la de funcionario o trabajador de la Administración pública.Hay una imagen estereotipada del funcionario acomodado, falto de interés y de una productividad nula.

El Ministerio de Administraciones Públicas junto a los tres sindicatos "mayoritarios" en la función pública: UGT, CCOO y CSI-CSIF aprobaron ayer que los funcionarios contarán en 2007 con el primer estatuto que regulará sus derechos, deberes y condiciones de trabajo. Mucho diarios afirman que "se han puesto de acuerdo en definir las reglas básicas que deben definir al funcionario".

No voy a ser yo quien discuta si es verdad o no, pero vuelvo al tema de la "máquina de café". La imagen que la mayoria de los ciudadanos tiene del funcionario es la del trabajador que está detrás de una ventanilla, al rostro que le facilita, sella, recoge los documentos que tiene que entregar en la Administración. Pero hay más trabajadores de la función pública que están ocultos a los ojos de la sociedad y creo, que es a ellos a quienes má va a afectar este nuevo estatuto.

El titular que ha generado este acuerdo es que "los funcionarios conservarán su opuesto sólo si desempeñan bien sus funciones". El texto recoge la obligación de evaluar el trabajo de los empleados públicos para decidir si continúan en su puesto o no. El acuerdo aprobado dice en su borrador "resulta injusto y contrario a la eficiencia que se dispense el mismo trato a todos los empleados, cualquiera que sea su rendimiento y su actitud ante el servicio".

De nuevo, la "máquina de café": con este acuerdo se reconoce por parte de administración y sindicatos que los funcionarios son todos unos vagos y que hay que "sacudirles" para que empiezen a trabajar.

Pero claro, la norma es eficaz sobre el papel, la cruda realidad deja muchas preguntas en el aire. En el texto, aparecen párrafos como "resulta necesario facilitar la promoción interna de todos los empleados que adquieran competencias y requisitos para progresar en su carrera", o "se han de establecer instrumentos de colaboración que faciliten la movilidad voluntaria de los funcionarios entre distintas administraciones"... Y digo yo, qué pasa con esos miles de titulados superiores de la Administración cuya categoría laboral no está reconocida, cuyas posibilidades de promoción interna y ascenso son nulas...como es el caso de los periodistas institucionales.

¿Cómo se va a evaluar al periodista de la Administración? ¿Por el número de notas de prensa que haya enviado en un mes, por haber recogido la noticia clave en teletipos, un recorte de prensa, o en un boletin informativo de radio y televisión; por haber atendido la llamada telefónica que solicitaba la entrevista para la portada de "El País Semanal"; por haber repartido los "dossier" de prensa con una rapidez inusitada; por haber convocado a una rueda de prensa a más de cinco redactores de distintos medios;por haber hecho la nota de prensa con el titular más adecuado; por transmitir fielmente lo dictado por el DirCom del Gabinete...?

Y vuelvo a la "máquina de café": ¿cuántos funcionarios saben lo que su ministerio está haciendo? ¿existe de verdad una comunicación interna que avise a los trabajadores de la institución de cuáles son las previsiones, o van a seguir enterándose por lo que leen en la prensa, oyen en radio y ven en televisión?. ¿Quién les va a informar sobre el proyecto de Ley del Empleado Público? ¿Por quién estará formada esa "comisión de evaluación"?.

Y no entro de lleno en el famoso "freno a la temporalidad", el hacer desaparecer los puestos eventuales, esos que en algunos casos llevan ya 15 años de forma interina, ¿se convocarán las plazas fijas de forma interna o será público?, ¿se le va a decir a ese eventual que se mida, tras 15 años en la Administración, en una oposición a un recién titulado y experimentado estudiante?.

No hay un periódico interno que se llame "la máquina de café", pero creo que debería hacerse, y olvidar la opinión que arrastre esa cabecera... no hay mejor realidad que la que se da a la hora del café, cuando oyes las frustracciones, cabreos, injusticias y desinterés que comentan los trabajadores de la administraciónse en torno a la barra del bar. Por que, no olvidemos un dato inapelable: los jefes de la Administración son temporales (máximo cuatro años) y políticos, entonces ¿dónde está la independencia, el afán por ser unos auténticos servidores públicos, por mejorar día a día?.

Mejorar y modernizar sí, pero antes hay que arreglar los destrozos que se han causado en los 30 años democráticos de abandono de la Administración...

23 may. 2006

Continúa la búsqueda de una solución para el colectivo de titulados laborales

La reunión que han mantenido hoy representantes de ATSUME (Asociación de Titulado Superiores y Medios de la Adminitración), TITULADE (Titulado de Defensa), AMECIDE (Asociación de Médicos de Defensa), AECIDE (Asociación de Enfemeros Civiles de Defensa) y ANPAP (Asociación de Periodistas de las Administraciones Públicas) con los sindicatos USO y AGO (Asociación de Grupos Operativos) para encontrar un punto de referencia común que permita a los laborales acercarse y hacwer llegar sus reivindicaciones en el coto cerrado en que se ha convertido el Convenio Único de la Administración.

El problema, según se analizó en esta reunión, está en la defensa corporativista que llevan a cabo los dos sindicatos mayoritarios, UGT y CCOO, en el seno de la CIVEA (Comisión de Interpretación, Vigilancia, Estudio y Aplicación del Convenio Único para el Personal Laboral de la Administración General del Estado) y que prácticamente dejan fuera a otros colectivos sindicales más centralizados en la problemática real del trabajador laboral.

Tan sólo CSIF y USO están de acuerdo en dar una salida a la situación irregular en la que se encuentran los titulados superiores y de grado medio de la Administración, sin una carrera profesional y sin una dignificación de las funciones para las que se les ha contratado, sin olvidar el régimen salarial que está muy por debajo de los funcionarios de igual categoría y funciones, e incluso muy atrás en la media europea.

AGO quiso dejar claro la dificultad que existe para alcanzar el objetivo de llegar a la CIVEA, básicamente por el complejo entramado de elecciones sindicales que se da en la Administración, que obliga a tener representación en los distintos ministerios.

En la reunión se habló de intentar hacer oir la voz del colectivo, con acciones del tipo huelgas intermitentes, con paros en los sectores claves de la Administración y en la repercusión mediática.

Unir fuerzas finalmente fué el resumen que puede establecerse de esta reunión, en la que se dejan las puertas abiertas para mantener el diálogo y las vías de negociación para alcanzar una solución positiva al colectivo de titulados superiores y de grado medio de la Administración General del Estado. Porque, como ya sabemos, los sindicatos mayoritarios seguirán mirando y mimando a los niveles que estén por debajo del 1 y 2. A los titulados superiores y de grado medio nadie les presta atención (según la malas lenguas, ya cobramos suficiente para reclamar más dinero). Pobres ignorantes, que diría el filósofo

Ley de Agencias Estatales y sus pretensiones

Metido de lleno en esto que el Ministerio de Administraciones Públicas (MAP) viene en llamar "Plan de Medidas 2006-2008 para la mejora de la Administración" y que persigue mejorar y modernizar la adminisración para ponerla a la altura de las necesidades de los ciudadanos, me encuentro con proyectos que sobre el papel parecen ser un avance optimista de los recursos administrativos.

Un ejemplo es la Ley de Agencias Estatales que pretende que de un total de 138 Organismos Públicos existentes en la actualidad, 47 tienen su propio y peculiar régimen regulador. Esta situación, según el MAP, pone de manifiesto la conveniencia de crear Organismos Públicos Institucionales, con suficiente nivel de autonomía y de flexibilidad en la gestión, que impidan la proliferación de Organismo Públicos exentos del régimen general administrativo, y que puedan reconducir a un modelo común la dispersión organizativa hoy existente.

Según tengo entendido se prevé que quien ejerza el cargo de Director General lo haga por períodos mayores que los cuatro años de nuestro ciclo electoral, de manera que se desvincule del auge y la caída de los partidos, al tiempo que se flexibiliza la gestión de sus recursos humanos.

El nuevo modelo se basaría en una gestión por objetivos, una mayor autonomía,mayor capacidad de generar ingresos, participación de otras Administraciones, y sustituir a los organismos existentes. Y según este proyecto de ley se crearán las siguientes Agencias:
-> Evaluación de las Políticas Públicas y de Calidad de los Servicios
-> BOE
-> Investigación Científica
-> Inmigración y Emigración
-> Seguridad del Transporte y navegación aérea
-> Artes escénicas y musicales
-> Meteorología
-> Cooperación Internacional
-> Investigación Biomédica y ciencias de la salud

Un proyecto ambicioso que quiere sustituir esa proliferación de Organismos Públicos que se rigen fundamentalmente por sus estatutos propios, fundamentalmente basados en el Derecho privado y con régimen de personal laboral.

Parece una buena idea, pero falta algo: ¿cuál va a ser su metodología comunicativa?. ¿Dependerán administrativamente del Dircom del Ministerio correspondiente?. ¿Dispondrá de su propio gabinete de prensa con capacidad para generar un plan de comunicación extensivo si su periodo de gestión será de cinco años?. ¿Tendrá esa independencia y autonomía que se le establece en el programa?.

En este punto creo que de nuevo vuelven a edificar la casa (ley) por el tejado. Algunos aspectos de la Administración están aún por hacerse, como es el de una legitimación de la Comunicación Institucional que permita avanzar en el plano de la información con la autonomía necesaria y la profesionalidad adecuada para que este plan obtenga resultados. Como se puede comprobar por las agencias que se van a crear, si no se dispone de un buen gabinete de comunicación institucional todo su esfuerzo se puede ver reducido a un "quiero y no puedo". La sociedad va a reclamar a esas agencias información constante, rápida y veraz... Cada vez más se hace necesario regularizar la Comunicación Institucional en España si de verdad se quiere mejorar y modernizar la Administración General del Estado

21 may. 2006

Cuando simplificar la Administración da como resultado confundir

Llevamos algún tiempo oyendo sobre el futuro de la Función Pública, con un MAP lanzado a la búsqueda de un modelo de Administración moderno y adecuado a la nueva sociedad de la información.

Pues bien, el sábado 19 de mayo, en El País impreso, quedará grabado en mí un artículo de opinión escrito por dos cabezas pensantes de la Federación de Servicios y Administraciones Públicas (FSP) de CCOO, Miguel Segarra (secretario general) y Manuel Fajes (secretario general de Cataluña). Ambos firman el artículo titulado "Hacia una simplificación del modelo de Administración", y según el resumen "los autores defienden orientar la Administración Pública hacia un modelo plural, solidario, subsidiario y con "ventanilla única".

Así, con esas palabras da la impresión de encontrar un texto diáfano y limpio que permita encontrar la línea que CCOO tiene establecida para alcanzar la simplificación de la Administración. Pero una vez que se lee el artículo comprende uno porqué la Administración nunca alcanza el calificativo de simplificada. Los propios autores del artículo (dos sindicalistas) se adhieren al modelo de texto burocrático con el que la Administración regala a los ciudadanos continuamente.

Algunas perlas pueden ser: "...la tendencia hacia una evolución de tipo federal del Estado y la consolidación del proceso de construcción europea, conduce necesariamente a la promoción y activación de aquellos principios informadores de la actuación de las Administraciones que mejor cohesionen la gestión entre los distintos niveles teritoriales y supraestatales". Un golpe bajo a la comprensión y sobre todo a la simplificación.

Sigue el artículo en esos términos, en una búsqueda incansable por hacer comprender a todos que una Administración cercana al ciudadano pasa por potenciar el desarrollo del estado autonómico (ésto conseguí entenderlo tras leer el artículo más de cinco veces). Item más, "Este nuevo sistema se enmarca en una nueva configuración organizativa de la responsabilidad pública, que se funcamentará en un modelo organizativo y de gestión de los servicios públicos aplicable a todas las organizaciones públicas...".

Su intento de aclarar el enrevesado artículo, tiene su final con "en definitiva, el modelo propuesto trata de clarificar la burocracia y el esquema de competencias entre administraciones, lo que supondría de hecho un supresión progresiva de la administración periférica del Estado".

Lo dicho, han querido simplificar tanto la Administración que al final la han complicado de tal manera que un neófito en estas lides alcanzaría tal grado de incompresión que se preguntaría "¿pero de verdad quieren mejorar la Función Pública y hacerla llegar al ciudadano?"... Y ésto lo han escrito aquellos que tienen la función de hacer más descifrable la Administración del Estado. Se han lucido éstos de CCOO.

19 may. 2006

Un posible modelo organizativo de la Comunicación Institucional

Llevamos varios días escribiendo sobre la Comunicación Institucional, sus problemas, los estamentos implicados, los errores que se cometen. Creo que va siendo hora de avanzar cuál puede ser el modelo organizativo de la Comunicación Institucional, siempre y cuando el Gobierno apruebe dicho principio como elemento aglutinador de la información que generan las distintas administraciones.

La posible estructura organizativa estaría encabezada por una Dirección de Comunicación situada en lo que, administrativamente se entiende, Dirección General de Comunicación y dependiente, directamente, del titular de la institución pública. Sería pues la cabeza política en la Administración Pública. Esta Dirección de Comunicación dispondría de otras dos unidades administrativas de información: el Gabinete de Prensa y la Oficina de Información. Con ello se conseguiría tener integrados la comunicación interna y externa de la entidad Administrativa.

El Gabinete de Prensa se encontraría más próximo a la Dirección de Comunicación y se ocuparía de la comunicación mediática y los contactos con los agentes sociales que intervienen en la opinión pública. Este Gabinete de Prensa estaría marcado por la línea editorial política del Gobierno-gestor elegido por los ciudadanos.

La Oficina de Información estaría en otro plano, no por ello menos importante. La naturaleza de esta Oficina de Información sería más técnica que política, dirigiendo su trabajo al plano organizativo. La comunicación interna, la transmisión de los datos-informes propios de la entidad administrativa, favorecer la participación de los miembros de la Administración, coordinar las oficinas de atención al ciudadano, acercar la Administración a la sociedad de la información, reforzando la intercomunicación que permiten los nuevos medios técnicos (Internet, correos electrónicos, la ventanilla única, publicaciones oficiales, etc.)

Si se consigue materializar organizatívamente la Comunicación Institucional, se alcanzaría también la estabilidad profesional de los periodistas que trabajan para la Administración Pública, ofreciendo los incentivos que generen mayor implicación de dichos trabajadores.

Supondría en la práctica:
  • Romper la manifiesta desconfianza o desconsideración de los profesionales de plantilla.
  • Posibilidades crecientes de promoción profesional al darse campos jerárquicos laborales propios de la actividad que desarrolla la Comunicación Institucional.
  • Una profesionalización progresiva de los servicios de prensa, con una mayor motivación de sus trabajadores.

18 may. 2006

EFE aprueba su Estatuto de Redacción

Enhorabuena a la agencia EFE que ayer aprobó su Estatuto de Redacción tras 67 años de historia. La puesta en marcha de este Estatuto permite a la cuarta agencia de noticias del mundo y la primera de habla hispana con presencia en más de cien países regular las normas éticas y profesionales de EFE y garantizará la independencia de sus periodistas.

Como señaló su presidentge, Alex Grijelmo,la aprobación del Estatuto abre una nueva etapa profesional en la agencia "en la que la manipulación informativa ya no es posible", añadiendo que "el Estatuto garantiza la independencia y tiene rango de convenio colectivo por lo que no podrá ser modificado unilateralmente".

Esta noticia abre el camino para que la comunicación institucional en España tenga la "independencia" que necesita. Si la principal agencia pública de España ha podido hacer viable un Estatuto de Redacción, por qué no es posible llevarlo a cabo en los gabinetes de comunicación de la Administración, organismos autónomos y publicaciones oficiales. Al fin y al cabo, se está hablando de periodistas.

Como señala el Comité Intercentros de la agencia EFE, ésta se convierte en el primer medio de comunicación público de carácter estatal que va a contar en España con un estatuto de redacción.

En el preámbulo del Estatuto se destaca que, por su vocación de servicio público informativo, EFE "carece de línea ideológica, no transmite opiniones propias, sino noticias, crónicas, reportajes y análisis periodísticos, en cualquier soporte, basados en la veracidad de los hechos, la consulta de todas las fuentes, el rechazo de toda manipulación y el respeto a los principios éticos que rigen el protocolo de obtención y edición de información".

En el capítulo de nombramientos, establece que el cargo de Director de Información, después de ser propuesto por el presidente y comunicado al Consejo, será sometido a referéndum de la Redacción, en una consulta que no tiene carácter vinculante.

A la vista del resultado de lo conseguido en la agencia EFE no parecce tan difícil que se ponga en marcha un Estatuto del Periodista Institucional en donde se establezcan los derechos y obligaciones de los periodistas, la cláusula de conciencia, el secreto profesional, el tratamiento de las fuentes informativas, los derechos y obligaciones de la Dirección.

17 may. 2006

Puesta en marcha la Biblioteca Virtual de Prensa Histórica

El Ministerio de Cultura nos regala una joya del periodismo histórico: la puesta en marcha de la Biblioteca Virtual de Prensa Histórica: www.mcu.es/prensahistorica un proyecto que se compone de casi tres millones de páginas (2.810.977) que corresponden a cabeceras de periódicos que fueron publicados en 116 localidades españolas repartidas en 14 comunidades autónomas.

Los ciudadanos podrán acceder desde internet a publicaciones editadas desde finales del siglo XVIII. La publicación más antigua de las digitalizadas es "La Pensatriz salmantina" publicada en 1777 en Salamanca y conservada en la Biblioteca Pública del Estado en Cáceres. Se trata de una de las dos únicas publicaciones periódicas aparecidas en el siglo XVIII destinadas a las mujeres. También se han digitalizado casi 90.000 páginas de la prensa clandestina del archivo hemerográfico del Partido Comunista de España. Corresponden al período comprendido entre 1932 y 1976.

Es una agradable noticia que podamos disponer de este fondo histórico del periodismo de nuestro país, y hacerlo de forma gratuita y con la comodidad que representa internet. La comunicación institucional permite llevar a cabo este tipo de acciones encaminadas a enriquecer el patrimonio cultural de los ciudadanos.

En esta ocasión hay que dar un sobresaliente al Ministerio de Cultura que ha sabido aprovechar las nueva tecnologías y un legado que se encontraba repartido permitiendo un proceso de digitalización cooperativa del Ministerio de Cultura, las Comunidades Autónomas y otras instituciones de la memoria, con el que se pretende, simultáneamente, preservar y hacer accesibles unos materiales bibliográficos que se caracterizan, en la mayor parte de los casos, por ser ejemplares únicos y, por lo tanto, de difícil acceso.

Internet, una herramienta imprescindible para el periodismo institucional

Hoy se celebra el Día Mundial de Internet, y mcuhas son las actividades que se han puesto en marcha para acercar esta nueva tecnología a todos los sectores de la sociedad.

No puedo dejar pasar la oportunidad de insistir en la necesidad que tiene el periodismo institucional en el conocimiento y utilización de esta herramienta que es Internet, asi como la penetración que ha tenido en los gabinetes de comunicación institucionales.

Muchos podrán recordar que hace diez años hablar de enviar las cosas por correo electrónico parecía algo "inútil", ya que el fax nos hacía esa tarea de lanzar los comunicados o notas de prensa a los medios de comunicación sin mayores problemas. Menos aún lo de los mensajes a móviles, una rareza impensable para lanzar comunicados.

También recordarán las dificultades que entrañaba colocar en la red algún tipo de información estadística, informes u otros datos que sirvieran a los periodistas tradicionales. Internet era un mundo alejado de la mentalidad burocrática de la Administración y por lo tanto algo que no merecía más que la curiosidad de algunos pocos por ver cómo funcionaba ese mundo.

Al día de hoy, Internet se ha hecho imprescindible. No hay gabinete de comunicación que no envie sus notas de prensa, convocatorias, informes y demás a través del correo electrónico; incluso el sms se ha convertido en la herramienta más eficaz para informar a los medios con la mayor rapidez posible.

Si miramos las páginas webs de cada ministerio podemos comprobar cómo en el portal se incluyen las noticias que genera el gabinete de comunicación... y , por supuesto, en un lugar visible, el enlace que lleva a la página web del pagina de prensa. Internet se ha hecho tan necesario que prácticamente casi todas las llamadas telefónicas que se reciben en un gabinete de prensa son resueltas con el siguiente mensaje: "esa información la puedes encontrar en la web del ministerio".

Los periodistas de la Administración tenemos una asignatura pendiente: reforzar o actualizar nuestros conocimientos sobre internet. Hay que tener en cuenta que hoy en día el ciudadano tiene acceso a ese mundo de internet, y por lógica se acerca al centro neurálgico de la información, es decir, si un ciudadano quiere saber cuál ha sido la noticia que ha lanzado determinado ministerio se va a la fuente original y pasa de los medios tradicionales. Sólo hay que ver el número de visitas que recibe la página web de un gabiente de prensa institucional.

El periodismo institucional se puede convertir ( y no es una utopía) en la principal fuente de información para ciudadanos y profesionales de la comunicación. Es un poder que bien utilizado puede servir para que la sociedad obtenga una visión más certera de cuál es el papel que tiene encomendada la comunicación institucional.

16 may. 2006

Cierre de los medios municipales de Marbella

Diego Martín Reyes, presidente Gestora de MarbellaQue la comunicación institucional es un arma política de gran importancia creo que ya nadie tiene dudas, y si las aún queda alguien que la tenga, la Gestora de Marbella ha puesto la guida al pastel: acordó el cese inmediato de la actividad de los medios de comunicación municipales, ek diario "La Tribuna" (gratuito) y la Radio Televisión Marbella, e incluso iniciar un expediente de regulación de empleo.

Cerra estos dos medios es dejar casi en la calle a un centenar de empleados. Por lo pronto, el presidente de la comisión Gestora de Marbella, Diego Martín Reyes, ha informado a los profesionales de estos medios que los contratos que finalicen en próximas fechas no serán renovados y queel resto deberá pasar un expediente de regulación de empleo.

La "limpieza" que está haciendo obligadamente la gestora de Marbella no sólo pasa por paralizar obras irregulares, sino suprimir un arma política de gran peso: los medios municipales, o lol que es lo mismo, la comunicación institucional generada por los antiguos dirigentes municipales.

Hemos comentado en este blog la delgado línea en la que tiene que trabajar la comunicación institucional. Por un lado está su faceta más lógica: informar de las gestiones y actividades que se realizan en el plano puramente institucional, pero también se suele "utilizar" a la comunicación institucional para alabar y engrandecer al gestor elegido.

No es ese el trabajo de unos medios de comunicación públicos. Deben informar a la sociedad con la veracidad y equidad obligadas por la constitución española. Ahora bien, cuando esa actividad no cubre ninguno de los servicios mínimos previstos, ni tan siquiera compartir lo objetivos de equidad, es lógico que se aplique el cierre de esos medios institucionales.

Lo peor de todo, y como viene siendo habitual, los perjudicados son los periodistas que trabajan en esos medios que ahora se verán implicados en un expediente de regulación de empleo, y todo por escribir e informar sobre lo que la dirección les obligaba... Como se suele decir (y esto va por los medios de información privados): quien este libre de culpa que arroje la primera piedra.

Un simple sms genera la noticia

Desde este blog he venido comentando la fuerza que está teniendo las nuevas tecnologías en el mundo de la comunicación, y sobre todo la influencia que llegan a alcanzar a la comunicación institucional.

Pues bien, la semana pasada contemplamos el "espectáculo" de la noticia de que el diputado del PP y portavoz, Eduardo Zaplana estaba vinculado de forma directa con actos delictivos relacionados con el "caso Terra Mítica", sobre unas grabaciones con el supuesto fraude de facturas que se investiga.

La noticia "salió" de un sms enviado desde la secretaria de Estado de Comunicación, pero, poco tiempo después, se explicó que fué "un error técnico" debido a que "el sistma de alertas de mensajes de texto por móviles (SMS) que utiliza habitualmente el departamento de la Secretaria de Estado de Comunicación para convocar a periodistas a actos informativos incluyera el envío de una serie de titulares periodísticos".

Es una práctica habitual en los gabinetes de prensa de la Administración tener un servicio de mensajes a móviles para anunciar convocatorias y, en pequeña proporción, pequeñas informaciones a los periodistas habituales que siguen el día a día de esa institución concreta.

Está comprobado, y así se demostró en las elecciones de marzo de 2004 con el famoso "pásalo", que el móvil es ya un medio de transmisión muy eficaz, y si a él le añadimos los blogs que circulan por internet e incluso los foros, la comunicación institucional tiene que estar más reforzada en las nuevas tecnologías de la información, y en especial la formación de los profesionales que trabajan en los distintos gabinetes de comunicación institucionales para hacer frente a esa nueva tecnología informativa.

No entro a valorar si el "error técnico" de la SEC fué intencionado o no, eso lo dejo para los sesudos analístas políticos... lo que interesa de esta información es que un simple sms ha generado una noticia de gran calado nacional.

12 may. 2006

El Congreso convertido en una taberna de barrio

Las instituciones del Estado deben de ser un ejemplo vivo de la prudencia, el buen hacer, la seriedad y el respeto democrático. Estos argumentos deben llegar al ciudadano a través de los medios de comunicación, y de esta manera se pueda reclamar la serenidad democrática que todo país necesita.

Lo ocurrido ayer en el Parlamento con la expulsión final del diputado popular Martínez Pujalte es realmente bochornoso y deja una institución tan importante en el panorama democrático como es el Congreso a la altura de una taberna de barrio.La expulsión de Pujalte,sencillamente, es un mal ejemplo de comunicación institucional.

De poco les va a servir a los políticos pedir mesura y control a los ciudadanos cuando éstos decidan manifestarse o simplemente hablen en un bar. Si los diputados ofrecen la imagen institucional de alborotadores y "gamberros" que no dejan hablar al rival no pueden luego reclamar a la ciudadanía una mayor sensatez en sus deberes democráticos.

La comunicación institucional ha quedado manchada con la actitud del diputado popular Martínez Pujalte... por que a la ciudadanía le ha llegada un mensaje de alboroto, crispación y de mala educación democrática. No estamos hablando del Gobierno, sino de una institución del Estado de gran importancia. ¿Se imaginan que en una recepción de la Casa Real alguien se pusiera a gritar o hacer gestos ante las declaraciones del Rey?, ¿que en una sesión del Tribunal Constitucional uno de los magistrados se dedicara a interrumpir la intervención de otro?.

Es importante que sepamos diferenciar lo que es el Gobierno (gestor elegido democráticamente) y el Estado (instituciones sustentadas por los ciudadanos). El Parlamento español es una institucional del Estado, que da cobijo al Gobierno y los partidos políticos, donde se hace el control obligado democráticamente de las actividades de las gestiones llevadas a cabo por el Gobierno. No es un recinto tabernario donde el pataleo, las voces, los gestos y hasta los insultos son válidos.

Lo que transmitan los diputados será el modelo que la sociedad contemple como válido. Comunicar a la ciudadanía que la democracia es el saber escuchar y replicar sería la primera lección que tendrían que aprender los políticos españoles.

11 may. 2006

Dar voz a los afectados del caso Forum y AFINSA

Los medios de comunicación están cambiando gracias a las nuevas tecnologías... comienzan a ser útiles, no sólo sirven como medios de información, sino que también se convierten en plataformas de apoyo al ciudadano.

De aquellas famosas "cartas al director", o "deje aquí su opinión", los grandes medios se han dado cuenta del potencial que tiene internet. La noticia de esta semana sobre la estafa filatélica que han realizado las empresas FORUM y AFINSA ha permitido a los diarios de gran tirada nacional abrir en sus páginas de internet blogs y secciones donde pueden ir dejando sus comentarios.

La medida permite a muchos ciudadanos seguir día a día la situación por la que están pasando los afectados del caso, e incluso permite que se cree una plataforma para unir fuerzas e intentar recuperar sus ahorros.

EL País digital en su portada abre un blog para recoger los testimonios de los afectados por la presunta estafa de las empresas de inversiones filatélicas. Añade "si usted es uno de los miles de perjudicados y quiere compartir su caso, deje su comentario o envíe un correo" . El Mundo hace lo mismo, aunque se inclina más por ofrecer una vía para que los afectados cuenten su caso. En el ámbito de internet, también los diarios digitales se apuntan a la fiebre de abrir una "sección" de afectados del caso Forum y Afinsa. Prácticamente hoy por hoy el ciudadano puede seguir de primera mano los problemas, angustias y actividades de aquellos que han sido estafados.

Una muestra más de la velocidad queestá imprimiendo el mundo de internet al de la comunicación. La noticia pasa del hecho narrado a convertirse en inmediatez y personificación, es decir, la noticia ahora es contada por el propio afectado.

10 may. 2006

La comisión del Convenio Unico analiza aspectos claves para los periodistas de la Administraación

La comisión negociadora del Convenio Único de la Administración General del Estado (AGE) está analizando dos aspectos claves para el colectivo de titulados superiores en la Relación de Puestos de Trabajo (RPTs), según informa ATSUME.

En primer lugar, las RPTs sobre las que se está introduciendo un nuevo concepto denominado “Actividad del Puesto”, el cual describiría las características de los puestos de trabajo para todos los grupos profesionales que no tengan especialidad asignada. Este aspecto sería positivo para reconocer las competencias profesionales (diferentes titulaciones) y laborales (funciones realmente ejercidas) de los Titulados Universitarios. Por el contrario, según figura en los últimos borradores de la Comisión Negociadora sobre el tema de las Especialidades no tienen en cuenta los conocimientos específicos de determinados Licenciados y Diplomados Universitarios, adquiridos por estudios de especialización reglados (MIR, FIR, masters, etc.) o bien por la simple realización de trabajos específicos y concretos durante más de 20 años.

Este último aspecto hace peligrar en el ámbito de la profesión periodística esa tercera vía de acceso a la profesión (carnet profesional e incluso la famosa escuela de periodismo).

Por otra parte, y en el articulado de Áreas Funcionales de los Puestos de Trabajo se está planteando una posible extinción de los puestos del Área de Administración por ser claramente puestos de funcionarios. Ante ese planteamiento debemos expresar nuestra opinión, según señala ATSUME y que apoya ANPAP: por los tipos de trabajo (funciones similares) sean técnicos, docentes, de investigación, etc. y, por el lugar de trabajo (centro gestor) el 90 % de los titulados superiores y medios de la AGE ocupan claramente puestos de funcionarios y estatutarios.

Estamos, de nuevo, ante una situación compleja y delicada para los intereses de los titulados, y en especial para los periodistas de la Administración. Los dos aspectos que está tratando la comisión negociadora del Convenio Único influirán en nuestra capacidad de movilidad y estabilidad dentro de la Administración General del Estado. Por ahora, todo es análisis, pero estaremos muy pendientes de los resultados que se puedan dar.

9 may. 2006

Construir castillos en el aire

No puedo dejar pasar la oportunidad de hablar sobre el Estatuto del Empleado Público (EEP) que ya va por su segundo borrador, y que según el ministro de Administraciones Públicas, Jordi Sevilla, hay intención de ponerlo en marcha en esta legislatura...

El EEP no tiene desperdicio, sobre todo porque, como decía la canción, el borrador construye castillos en el aire. Las maravillas que establece para el buen hacer del funcionario, para la mejora de la productividad, los méritos y capacidades y el justo equilibrio entre derechos y responsablidades de los empleados públicos, son un compendio que tras su lectura a uno le da una sensación de estar cercano el imaginario país de las maravillas de Alicia.

Leo un párrafo del preámbulo del EEP "El sistema de empleo público que permite afrontar estos retos es aquel que hace posible atraer los profesionales que la Administración necesita, que estimula a los empleados para el cumplimiento eficiente de sus funciones y responsabilidades, les proporciona la formación adecuada y les brinda suficientes oportunidades de promoción profesional, al tiempoq eu facilita una gestión racional y objetiva, ágil y flexible del personal atendiendo al continuo desarrollo de las nuevas tecnologías".

Lo de brindar "suficientes oportunidades de promoción profesional" de verdad que me llega a lo más hondo de mí. Contemplo alejado mi categoría profesional (periodista), el trabajo que realizo, y la realidad que hay, no queda más remedio que preguntarme ¿quién ha escrito ésto? ¿conoce la administración? ¿sabe la situación de los contratados laborales fijos? ¿y la labor de los periodistas?.

8 may. 2006

Siguen llegando apoyos académicos para la comunicación institucional

Resulta interesante comprobar cómo el ámbito universitario comienza a tener en cuenta a la Comunicación Institucional. La semana pasada ya hablamos del interés de la Universidad Rey Juan Carlos I, y hoy comprobamos que el Observatorio de Periodismo en Internet (OPEI), se suma a este apoyo.

El OPEI es un proyecto de investigación en donde participan: UCM, Universidad Autónoma de Barcelona, Universidad Nebrija, Universidad Carlos III de Madrid, Fundación Telefónica y Red.es. A través de dicho Observatorio se realizan una serie de analisis e investigaciones que tienen que ver con el periodismo y la red. Entre esas investigaciones se encuentra un tema que nos interesa -y preocupa- es el grado y nivel de formación que tienen los periodistas en temas de ciberperiodismo o cultura de red para un mejor y óptimo trabajo profesional.

Esta información me la ha transmitido el profesor Jesús Flores Vivar, del Departamento de Periodismo II de la Universidad Complutense de Madrid. En su correo afirma: “Apoyo vuestras propuestas puesto que considero que la Comunicación Institucional (y con ella, los Gabinetes Institucionales) es un bastión importante en la estructura de la Administración Pública al servicio de la Sociedad, además que es un sector de desarrollo profesional para nuestros futuros licenciados”. Jesús Flores es coordinador del Observatorio de Periodismo en Internet (OPEI) y representa a la universidad Complutense en este centro de investigación.

El especial empeño que se está comprobando en el ámbito universitario por la comunicación institucional es algo que debe animarnos a todos los que trabajamos en gabinetes de prensa de las administraciones públicas, y publicaciones oficiales. El reconocer por parte de la Universidad que la Comunicación Institucional es un “bastión importante”, significa que lo único que falta es el reconocimiento por parte de las administraciones españolas, que, llevan un retraso considerable sobre lo que el mundo de la comunicación está ofertando.

5 may. 2006

La Universidad apoya y reconoce al periodismo institucional

Campus de la Universidad Rey Juan Carlos IUno de los sectores que interesa al periodismo institucional es el académico, es decir, las ofertas que concede el ámbito universitario a los estudiantes de comunicación como salida laboral que representan los gabinetes de prensa.

En la tarde de ayer, y con la compañía de Cecilia Navascues, asociada de la ANPAP, nos entrevistamos en la Universidad Rey Juan Carlos I de Madrid con el profesor de periodismo especializado de la Facultad de Ciencias de la Comunicación, Miguel Angel Rodríguez Arriero, una persona encantadora, y, sobre todo, conocedora del mundo de la comunicación institucional.

Estuvimos hablando sobre la problemática que arrastra la comunicación institucional en nuestro país (la falta de un reconocimiento administrativo), las posibles vías de solución (crear gabinetes paralelos a los puramente políticos), y en especial las ofertas que el mundo universitario, y concretamente la Rey Juan Carlos I puede conceder a la Asociación Nacional de Periodistas de las Administraciones Públicasn (ANPAP).

En este plano se habló de dos vías, una la de creación de un master en comunicación institucional, con un módulo inicial básico de qué es un gabinete de prensa, cómo funciona, cuáles son sus características principales, etc; otro módulo más especializado (base de los distintos ministerios) y luego un tercer módulo que podía ser el genérico, es decir, los gabinetes de prensa de los ayuntamientos.

A esto hay que unir la posible preparación de unas jornadas europeas sobre comunicación institucional, en las que se daría paso a personalidades destacadas del mundo de la comunicación tanto en España como en Europa.

También he recibido un correo electrónico donde el profesor de Empresa Informativa de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Complutense, Pedro García-Alonso Montoya (que además participa en una asociación de blogueros periodistas), quien asegura que tiene "pendiente de presentar ante la Administración sobre un curso de formación y reciclaje para periodistas de Gabinetes de prensa y comunicación del Estado. Tenemos el diseño avanzado....desde el Observatorio de Periodismo”.

Son, como podéis ver, buenas noticias para el colectivo de periodistas de las Administraciones Públicas, que desde este momento, puedo asegurar, que ya debemos tenerles en cuenta, y aprovechar las puertas que se abren. Ahora bien, como dijo Miguel Angel, todo estos proyectos necesitan financiación, y es ahí donde la ANPAP deberá de trabajar duró para conseguirlo. Vendrá bien la aportación de ideas para alcanzar esa financiación.

4 may. 2006

¿Puede la Administración desmantelar los gabinetes de comunicación?

Mesa del Consejo de MinistrosTras muchos años en el mundo de la comunicación institucional, y tras comprobar la falta de un interés organizativo de la misma por parte de la Administración, me surge la pregunta de si ¿necesita realmente la Administración los gabinetes de prensa?

Es una cuestión que no se debe arrinconar, sobre todo teniendo en cuenta lo que está sucediendo en los últimos años en los gabinetes de comunicación de la Administración Central. Bien es verdad que la Administración no puede desmantelar los gabinetes de prensa de un plumazo, pero sí está dando los pasos adecuados para que en un corto espacio de tiempo pueda cumplirse tal objetivo.

Como primera señal cabría preguntarse entre el colectivo de periodistas de la administración cuántos nuevos contratos laborales se han realizado en los últimos años en los gabinetes de prensa. Las jubilaciones se están produciendo, y no se contrata a más gente. Un ejemplo claro sucede en las delegaciones del Gobierno, donde las jubilaciones se producen o están cercanas y no se contempla ninguna contratación. En igual proporción sucede en la Administración Central, donde las edades de los periodistas están ya casi rozando la edad obligatoria de la jubilación y no se contempla movimiento alguno. Sin olvidar a esos profesionales que están trabajando todavía como interinos y aún nadie les comunica que vayan a pasar a fijos.

Además, se está utilizando en varios departamentos ministeriales la contratación exterior de ciertas tareas encomendadas a los gabinetes, como pueden ser los boletines de prensa y los seguimientos de radio y televisión. Todo ello a un precio bastante competitivo y que, según me consta, hace pensar a más de un alto cargo la posibilidad de “externalizar” ese servicio.

Con estos dos apuntes, las posibilidades de ir desmantelando los gabinetes se van haciendo más efectivas. Otros cometidos de estos gabinetes es la elaboración de convocatorias que también pueden ser también externalizadas, ya que la “agenda” de los altos cargos ministeriales se sabe con antelación.

Item más, como puede ser atender a los periodistas, con la utilización de unas/os secretarias/os la tarea queda finiquitada. Incluso si me apuran el montaje de ruedas de prensa, con mandarlo hacer a una empresa de comunicación todo está solucionado. Y si un periodista pide algún dato, para eso está Internet.

¿Es posible que todo lo expuesto se cumpla?. Yo creo que no, que la comunicación institucional es necesaria y obligatoria, siendo los periodistas los profesionales mejor cualificados para llevar a cabo esa actividad para el bien de los ciudadanos a quienes la Constitución les ampara en este campo de recibir comunicación veraz de sus instituciones. Si un Gobierno opta por externalizar todos los servicios de prensa de la Administración se corre el riesgo de la manipulación informativa, el descrédito de las instituciones y sobre todo la falta de confianza de los ciudadanos.

2 may. 2006

Periodista Digital advierte a Moraleda

Moraleda en un acto sindical de UGT en 2001Los puentes tienen la grandeza de darte unos días de descanso y carga de energía para afrontar el ámbito laboral con las debidas fuerzas. Pero si a esto le añadimos la notificación de que un medio digital se ha hecho eco de las reivindicaciones laborales del colectivo de periodistas de la administración, esas energías adquiridas se multiplican.

Periodista Digital publicaba en la tarde del viernes la noticia con el siguiente titular "
La FAPE acoge a los periodistas de la Administración ignorados por Moraleda". Se inicia la información con un somero " los profesionales de la comunicación institucional que llevan meses reivindicando al secretario de Estado de Comunicación que les haga un poco de caso y regularice su profesión. Se sienten incomprendidos por los demás periodistas y no se sienten parte de los organismos públicos a los que representan. ".

Las sensaciones que aquí se reflejan no son tales, son hechos constatables, reales y que están ahí... que los organismos públicos no quieren avanzar en el mundo de la comunicación institucional, primero reconociendo este vehículo de información con el ciudadano, y lo segundo el reconocimiento de los profesionales mejor cualificados para ese trabajo, que son, como venimos diciendo desde este blog: los periodistas.

Y sí, mira que llevamos tiempo pidiendo un simple reconocimiento profesional ¿resulta tan difícil?. Entrevistas con los cargos más representativos de la Administración no han tenido la continuidad adecuada. Seguimos caminando hacia nuestro derecho laboral, esperanzados de que algún día del cerebro de quienes dirigen la comunicación institucional en España se "ilumine" y acepte abrir ese camino profesional que pedimos... No queremos seguir siendo el "patito feo" de la profesión periodística, ni mucho menos el centro de los comentarios más indiscriminados: "funcionarios de estómago agradecido"; "periodistas que hacen el juego de los políticos"... ¡cuántas cosas hay que cambiar!..., y una de ellas es la mentalidad de muchos ciudadanos que tienen una visión distorsionada de la realidad y que no se dan cuenta que tienen el derecho a recibir información veraz de las instituciones públicas, y para ello lo mejor es que sea facilita por los verdaderos profesionales: los periodistas.

Señor Moraleda, la realidad a veces nos golpea continuamente. Nosotros sólo queremos que se mantenga una línea de diálogo para alcanzar una solución a este problema. En mi modesta atalaya sólo me queda recoger textualmente lo escrito en el artículo de Periodistas Digital: "Sobre este asunto han elevado al secretario de Estado de Comunicación su malestar pero tampoco han recibido respuesta de este señor que no hace mucho, vestido de sindicalista, defendía los derechos frente a gobiernos populares e, incluso, socialistas".