19 abr. 2006

Los periodistas de la Administración molestos por no ser invitados a unas jornadas sobre Comunicación Institucional organizadas por el INAP

Publica hoy el Confidencial Digital que el próximo día 27 de abril tendrá lugar en la sede del Instituto Nacional de Administración Pública (INAP) unas jornadas explicativas sobre la nueva Ley que rige la publicidad desde los distintos organismos públicos, asi como la comunicación institucional.

En estas jornadas intervendrán Fernando Moraleda (secretario de Estado de Comunicación), Luis Arroyo (jefe del gabinete del secretario de Estado de Comunicación), Francisco Velázquez (Secretario General para la Administración Pública), y otros ponentes de entidades privadas como Borja Puig (DirCom) o José Carlos Gutiérrez (presidente de la Asociación de Agencias de Medios).

Seguimos en la línea de siempre. Ignorados por los altos cargos administrativos que sin una posición clara ante lo que es la comunicación institucional y la publicidad gubernamental, acaban organizando unas jornadas para "explicar" las virtudes y grandezas de la nueva Ley de Publicidad y Comunicación Institucional.

Lo peor de todo es que comprobamos que en publicidad se siguen gastando muchos millones y el mensaje no llega a la ciudadanía: ahí tienen el ejemplo (y no es por meter el dedo en la herida) de la campaña publicitaria de la Dirección General de Tráfico que no ha conseguido reducir la siniestralidad pese al dramático y tenso mensaje emitido.

Todo el mundo es consciente que hace falta información, y esa información que debe ser trasnmitida desde las instituciones públicas debe pasar por las manos de los profesionales de la comunicación que sabrán hacer llegar a la sociedad un mensaje claro, sencillo y preciso. Pero si dejamos que sigan esas campañas publicatarias en donde se nota la mano de un funcionario burocratizado que se ajusta al texto legal, y luego es el creativo el que pone imágenes y sonido acordes con el mensaje, seguiremos pagando por una publicidad inservible.

Molesta que se organizen unas jornadas explicativas de la nueva Ley de Publicidad y Comunicación Institucional y no estén citados los periodistas que llevan muchos años trabajando en los gabinetes de comunicación de las administraciones públicas.

0 comentarios: