16 ene. 2006

Sólo cinco ministros consiguen el aprobado de los ciudadanos, según Pulsómetro de la SER

La SER ha hecho público hoy el resultado del Pulsómetro sobre la valoración que tienen los ciudadanos de los ministros. Tan sólo cinco de ellos consiguen aprobar: Pedro Solbes (5,74), José Bono (5,70), María Teresa Fdez. Vega (5,59), José Antonio Alonso (5,59), Juan Fernández López Aguilar (5,15).

El resto de los ministros tienen la siguiente valoración: Elena Salgado (4,87), Jordi Sevilla (4,83), Jesus Caldera (4,78), Miguel Ángel Moratinos (4,71), Cristina Narbona (4,71), Carmen Calvo (4,59), Magdalena Álvarez (4,59), Elena Espinosa (4,48), María Jesús San Segundo (4,44), José Montilla (4,39), María Antonia Trujillo (3,99).

Sin embargo lo más curioso de esta encuesta es cuando se pregunta si conoce a determinado ministro. Los porcentajes, en este caso, cambian el ranking de los ministros, pasando a ser la última Elena Espinosa r4esponsable de Agricultura que a la que sólo conoce el 29,6% de los encuestados. José Bono, ministro de Defensa, se sitúa en primer lugar (85,7%), seguido de Moratinos, ministro de Exteriores (75,3%) y de la Vicepresidenta Primera María Teresa Vega (73,6%).

El ministro que más ha subido en este plano de conocimiento público es el de Industria, José Montilla, que con una subida de 9 puntos se coloca en séptima posición (53,5%), y sin embargo es de los peor valorados. En su caso se demuestra que unos determinados hechos mediáticos elevan el conocimiento social del ministro, pero pueden jugar en su contra. Montilla tiene dos frentes informativos, por un lado la famosa OPA entre Endesa-GasNatural, y, por otro, el Estatut de Catalunya. Los dos no permiten una comunicación institucional sólida que enganche al ciudadano, y sin embargo se ve envuelto en ellos como una pieza fundamental en esas dos informaciones. De este modo, se confima el dicho institucional de que no por ser más conocido se es mejor valorado. El trabajo de su gabinete de comunicación va a ser duro.

En el caso contrario tenemos a la ministra de Sanida, Elena Salgado que en conocimiento por parte de la ciudadanía se sitúa en un pelado 35% (antepenúltima posición), y sin embargo adquiere una valoración que roza el aprobado, 4,87. Parece que su Ley contra el tabaco ha dado sus frutos a nivel comunicativo. La sociedad ha recibido el mensaje, su trabajo y ha valorado positivamente ese esfuerzo, pero no así su presencia, que está por debajo de lo que es su valoración.

En fin, un Pulsómetro que nos deja bien claro que el trabajo de la comunicación institucional es duro y no siempre se obtienen los resultados deseados.

0 comentarios: